martes, 5 de mayo de 2009

Medidas Fiscales Ante la Crisis de Influenza: SHCP

La SHCP anunció el día de hoy un paquete nuevo de medidas fiscales que buscan actuar de manera contra cíclica ante los efectos negativos sobre la economía derivados de la actual problema de la epidemia de influenza. Algunos de los ele,entos centrales...
En base a lo observado en otros países, se estima que el impacto sobre el crecimiento de la economía mexicana sería de entre 0.3 y 0.5 por ciento, como máximo; con un efecto pronunciado durante el segundo trimestre de 2009 seguido por una rápida recuperación.
.
Con el objeto de proteger el empleo, durante los meses de mayo y junio se otorgará un descuento del 20% de las cuotas patronales al IMSS, correspondientes a los seguros de riesgos de trabajo, enfermedades y maternidad, invalidez y vida, y de guarderías y prestaciones sociales. La medida beneficiará a todas las empresas, peroestará acotado a un máximo de 35 mil pesos por empresa durante el bimestre.
.
Para apoyar la liquidez de las empresas, durante 2009 éstas podrán reducir de su pago mensual de ISR el pago en exceso que hubiesen realizado en el IETU, en lugarde hacerlo hasta la presentación de su declaración anual
.
Para los sectores de hotelería, restaurantes y esparcimiento se busca dar alivio adicional a través de los impuestos específicos a estos sectores, los cuales son locales y dependen de las decisiones de los gobiernos estatales. Para dar mayores incentivos a que éstos exenten del impuesto de nómina a los hoteles, restaurantes y servicios de esparcimiento, y a los turistas del impuesto de hospedaje, el Gobierno Federal les compensará el 25% de la pérdida de ingresos asociada a las exencionesque estos otorguen por los próximos tres meses
Para el sector de la aviación, se otorgará a las líneas aéreas un descuento de 50% a los derechos por los Servicios (SENEAM) durante el periodo de abril a junio, sujeto a que se encuentren al corriente
Con el objeto de hacer más atractiva la visita de cruceros a México, se eximirá a las embarcaciones de altura dedicadas a actividades turísticas del 50 por ciento del pago del derecho por los servicios que presta la capitanía de puerto y del derecho por elservicio migratorio extraordinario correspondientes a los meses de mayo, junio y julio
.
A reserva de uyna mayor discusión sobre estas medidas, queda claro que el enfoque fundamental es a través de impactos vía reducción de costos, ya sea menores contribuciones o cambios fiscales temporales. Esto nos lleva de nueva cuenta a la misma discusión en el tema de paquetes fiscales de apoyo en el marco de la crisis económica actual y de la capacidad de respuesta y su magnitud de los agentes a este tipo de modificaciones.

8 comentarios:

Sofía León Mavrides dijo...

Buenas tardes Dr. Creo que es una buena medida y necesaria para reactivar la economía mexicana. Creo que puede ser una medida muy inteligente y que ha servido para revertir problemas en otras latitudes. Sin embargo, el problema que yo veo es cómo se recuperará la confianza en el consumidor, sobretodo, en la cuestión turística. Creo que ese sector va a ser uno de los más mermados. Creo que es cuestión de tiempo para que los temores se vayan disipando, pero la pregunta es ¿qué se puede hacer mientras las aguas se calman?

Anónimo dijo...

Saludos....Yo tengo una idea, dirigida hacia la confianza del consumidor. Porque no recortar el IVA 33%, del 15% al 10%, hasta el fin del ano (claro, dejando exentos a alimentos y medicamentos). Les juro que repuntaria el consumo si esto se instrumenta.

Israel Tello dijo...

Dr. Villagómez: De nueva cuenta una política fiscal contracíclica débil, ya que está sujeta en gran parte a las decisiones estatales de bajar la recaudación vía exención lo cual es poco probable, salvo para el caso del DF y dudo mucho que ocurra en año electoral. Por otra parte, el estigma creado hacia los ciudadanos mexicanos en estos últimos días no creo que repunte el turismo en el plazo inmediato ni en el corto, tal vez en un semestre. Por cierto, eso de cancelar los viajes a México por parte de algunos gobiernos me ha causado malestar por varias razones, en particular por la falta de autocrítica de la sra. Kitchner ya que entonces habría que regresarle a miles de argentinos ilegales en México que podríamos mandarle con sólo hacer una revisión migratoria en la Colonia Condesa.
Retomando el sentido de estas nuevas medidas fiscales, me parece que a través del IMSS y del IETU las medidas son si no insuficientes, sí débiles (aunque acreditar una diferencia de IETU con los que sí pagaban con regularidad el ISR es algo mínimo).
Desafortunadamente no creo que reducir el IVA 33% sea lo adecuado ya que es uno de los gravámenes que afecta CASI a todos por igual (pues no hay impuesto perfecto) tanto a los que subdeclaran como a los que no lo hacen. El escenario interesante sería (en dado caso) bajarlo a 10% por el resto del año, ocasionaría una fuerte presión social por mantenerlo así durante otros más.
Saludos.

Nancy Vivar dijo...

Los incentivos vía reducción de impuestos al consumo lo veo muy positivo en este momento, no obstante hay otro gran problema que tenemos que considerar: la tendencia a la baja, ya de por sí acentuada, en la recaudación. Francamente no veo de dónde se puede hacer el gobierno de más recursos.

Por lo que toca a los incentivos a las contribuciones patronales al IMSS, creo que también tendrían que ir de la mano con las disposiciones que en su momento anunció la STPS y buscar que se apoyen a las empresas que en realidad fueron sensibles a la crisis de influenza, sería interesante realizar este cross check.

Tello, qué onda con tu comentario sobre los argentinos, ahora si que me hiciste reir, quieres dejar a Televisa sin empleados. La venganza no es buena, recuerda amigo que "las calabazas se acomodan" y "los mercados se equilibran" y ya ni se diga de la nueva frase "las epidemias se contienen".

Luis Macias dijo...

El IVA es un impuesto progresivo desde la perspectiva del consumo y por lo tanto afecta en distintas proporciones. La propensiòn marginal a consumir de una persona de escasos recursos es mayor a la de una persona con ingresos superiores.


Disminuir el IVA definitivamente aumentarìa el consumo, pero la recaudaciòn fiscal serìa todavìa mas baja generando mayores presiones en la balanza pagos. Asì que no veo viable esa soluciòn.

Renée Valentina López - Fernández dijo...

Seguramente sabremos si fueron efectivas las medidas al final de este año. Mi pregunta realmente es, ¿si baja la recaudación de impuestos, no tiene un efecto negativo en términos de la infraestructura social? ¿Qué programas sociales se van a ver afectados? Me parece que los números son altos y que seguramente se usan para algo de beneficio público… espero. Luego, si esto ayuda a reactivar la economía, como dice el compañero ¿Cómo se restablece la confianza; cómo convencer a las personas que no están en riesgo y que aprovechen la coyuntura para turistear en México? De por si los turistas son prevenidos con la frase “don’t drink the wáter”, se añade “come to Mexico, don´t forget to bring your mask”.
Creo que parte del problema es la solución que se dio inicialmente, un México paralizado, escuelas, restaurantes, cines, cerrados… Eso quizás nos dio seguridad y no permitió un contagio mayor, pero ahora un turista se tiene que preguntar si está dispuesto a viajar a un lugar que reaccionó con el cierre de los centros de recreación. Objetivamente uno diría, qué bueno, pero una persona menos analítica quizás diría que no conviene porque quién sabe qué tan peligroso realmente sea…

Anónimo dijo...

Saludos.....(i) El IVA es un impuesto REGRESIVO, ya que impacta adversamente mas a la clase trabajadora y clase media mas que a la clase comoda......(ii) Interesante que muchos esten preocupados por la baja en la recaudacion si se baja el IVA al 10%. Ustedes tambien manifestaron tal consternacion cuando Fox comenzo a bajar el ISR, o ustedes creyeron a Fox cuando dijo que, al bajar el ISR, la recaudacion del ISR, como % del PIB, iba a repuntar? Bush dijo lo mismo cuando recorto el ISR en EEUU. En ambos casos, el ISR, como % del PIB, disminuyo.

Mónica Vargas Ruiz dijo...

Buenas tardes Dr., Considero adecuadas las medidas fiscales adoptadas por la SHCP para enfrentar la crisis de la influenza, ya que una reducción de impuestos, alienta a los consumidores a gastar y de esta manera mitigar el impacto de esta crisis en el crecimiento económico.
Por otro lado, me parece que para incentivar el turismo en nuestro país no solo se requieren estímulos fiscales. Una vez que pase la emergencia será necesario realizar una intensa campaña para promocionar a México, tal como lo dijo el Secretario de Turismo hace unos días.