martes, 11 de agosto de 2009

Productividad y desempleo: el Caso de Estados Unidos

Hoy dio a conocer nuestro vecino un dato interesante. Reportan que la productividad en el sector no agrícola creció 6.4% durante el segundo semestre. Sin embargo, este crecimiento es producto de un esfuerzo de reducir costos por parte de los productores, reflejado en un despido de fuerza de trabajo y una reducción de las horas laboradas. Es decir, si bien es bueno tener un aumento en la productividad, esta a veces va acompañada de una situación indeseable como un mayor desempleo, y ejemplos abundan en la historia económica. Desde luego que este deberá ser un fenómeno coyuntural

1 comentario:

Salvador Rodriguez dijo...

Yo creo que el efecto es permanente acumulativo como lo es la productividad. Las empresas comenzarán a contratar más una vez que el volumen de producción crezca significativamente, sin embargo no lo hará a costa de la productividad. Éste fenómeno es uno de los atributos habituales de las recesiones.