jueves, 25 de agosto de 2011

Bernanke en Jackson Hole y Q3

En los últimos días ha existido una enorme expectación sobre la participación de Bernanke en la reunión anual en Jackson Hole, al menos eso es lo que transmiten los medios. Algunas ideas rápidas sobre esto. Primero ubico al lector que ésta es una reunión anual que reúne a los banqueros centrales de los principales países del mundo desde hace muchos años y ha adquirido enorme relevancia por lo que ahí se dice y discute. Por ejemplo, en la reunión del año pasado, Bernanke hizo referencia a que la FED implementaría el Q2. En 2009 se discutieron las posibilidades de la recuperación, etc. Este lugar se ubica en Wyoming y el anfitrión es la FED de Kansas.

¿Por qué están a la expectativa los mercados? (al menos lo que dice la prensa). Se esperaría que Bernanke diera señales sobre lo que viene en política monetaria en Estados Unidos ante la desaceleración, como por ejemplo hablar del Q3.

En realidad es poco probable que esto suceda pues los temas de las participaciones se dan a conocer por adelantado y en esta ocasión su plática versará sobre las perspectivas de la economía de su país. El año pasado la plática era sobre política monetaria y por eso hizo referencia a Q2. No puede dar algún anuncio espectacular al respecto porque éstas son decisiones del Comité de política monetaria del FED y sólo ellos después de su próxima reunión podrán señalar algo al respecto. Aún así, cualquier cosa que declare Bernanke será analizado a fondo y con lupa por todos y puede tener efectos en el mercado. (eso es ser un banquero central poderoso).

Finalmente, algunos lectores se preguntarán que es Q1, Q2, y Q3. El término corresponde a quantitative easing o aflojamiento cuantitativo y corresponde a un instrumento para implementar política monetaria que en este caso concreto actúa por el lado de los activos de la hoja de balance del banco central, ya que es comprar bonos en el mercado para afectar la liquidez y las tasas de interés, en este caso las de largo plazo. No es un instrumento ortodoxo o tradicional, y sus efectos aún no son claros en cuanto a provocar un estímulo en los componentes de la demanda agregada, por lo que ha sido polémico su uso.

Sobre este tema he escrito en varios posts en el pasado, algunos más didácticos que otros y que pueden consultarse acá.